“Szomorú vasárnap” (“Domingo triste”): historia de una canción.

Posted on 1 abril, 2009. Filed under: Domingo Lilón -Pécs, Hungría |

Domingo Lilón / Pécs, Hungría

Sus versos han sido traducido a unos cien idiomas, según la versión de Wikipedia en húngaro. Sus letras han sido interpretada por muchos cantantes de la talla de Billie Holiday (1941), Ray Charles (1969), Elvis Costello (1981), Serge Gainsbourg (1988), Sinéad O’Connor (1992), Björk (1999), Sarah Brightman (2000) y un largo etcétera, en un número enorme de idiomas. Es uno de los temas más tratado en Internet. La llaman “la canción húngara del suicidio”. Es, en húngaro, “Szomorú vasárnap”; en castellano, “Domingo triste”, en inglés “Gloomy Sunday”.

La llaman la canción del suicidio, porque tras su composición en 1933 muchos fueron los que, según la leyenda (porque “Domingo triste” es ya una leyenda) se suicidaron escuchándola o tras escucharla. Durante mucho tiempo fue una canción maldita, prohibida en Hungría. El autor de la música fue el húngaro Rezső Seress (1889-1968), un judío nacido Spitzer para quien la Hungría de los años treinta era un judío y para la Hungría de la postguerra (comunista) era un contrarrevolucionario ya que su canción más popular tenía enorme éxito en Occidente; el autor de la letra, motivada, según la leyenda, por su amor hacia una mujer casada, fue László Jávor. Y ya desde su aparición tuvo un gran éxito, tanto en Hungría como en el extranjero, siendo motivo de algunas películas como la coproducción húngaro-alemana Gloomy Sunday – Ein Lied von Liebe und Tod (1999) del director Rolf Schübel y con la participación de la húngara Erika Marozsán, Joachim Krol y Stefano Dionisi; o la película española The Kovak Box (2006) dirigida por Daniel Monzón y con la actuación de Timothy Hutton y Lucía Jiménez, esta última haciendo una interpretación de la canción.

¿De dónde tanta leyenda y mito? Naturalmente que de su música y, principalmente, de la letra original en húngaro. A pesar de las múltiples traducciones o adaptaciones, creo que ninguna cuenta con la fuerza espectral del original en húngaro. Por ejemplo, la versión al español de la argentina Mercedes Simone suena así:

Triste Domingo

“Triste domingo, con cien flores blancas”
Y ornado el altar de mi loca ilusión
Donde mi alma se ha ido a postrar
Mientras mi boca llamándote está
Muere en mi sueños ocasos de hastío
Cansados de espera y de soledad

¡Triste domingo!

Tú no comprendes la angustia terrible
De estar esperando, sin verte, llegar
¡Vuelen tus pasos que debo marchar!
No ves que muero con mi loco afán
Quiero que seas la blanca y piadosa
Mortaja que cubra mi hora final
¡Triste destino!

Querido

Junto a mi ataúd que circundan muchas flores
Aguarda mi confesión un sacerdote
Y a él le digo:
Lo quiero, lo espero.

No temas nada si encuentras mis ojos
Sin vida y abiertos y esperándote
Tus manos son quien los deben cerrar
Y acaso entonces yo habré muerto en paz
Siento un doblar de campanas, que
Lúgubremente sus voces me ordena marchar

¡Triste domingo!

¡Vuela mi vida tu paso querido
Que llega la hora que debo partir!
Quiero tenerte en mi viaje final
Y algo me dice que no llegarás
Triste domingo visítame amado
Que ahora en mi tumba yo te he de esperar

¡He de esperar!

La versión inglesa (Gloomy Sunday) en la voz de Billie Holiday

Sunday is gloomy,
My hours are slumberless
Dearest the shadows
I live with are numberless
Little white flowers
Will never awaken you
Not where the black coaches
Sorrow has taken you
Angels have no thoughts
Of ever returning you
Wouldnt they be angry

If I thought of joining you?

Gloomy sunday Gloomy is sunday,
With shadows I spend it all
My heart and i
Have decided to end it all
Soon therell be candles
And prayers that are said I know
But let them not weep
Let them know that Im glad to go
Death is no dream
For in death Im caressin you
With the last breath of my soul
Ill be blessin you

Gloomy sunday

Dreaming, I was only dreaming
I wake and I find you asleep
In the deep of my heart here
Darling I hope
That my dream never haunted you
My heart is tellin you
How much I wanted you
Gloomy sunday

Y, por último, la traducción libre mía de la versión original en húngaro (Seress-Jávor), cuyas letras presentan la crudeza y la fuerza que, a lo mejor, motivó tantos suicidios:

Un domingo triste te espero amada mía
con cien flores blancas
con una oración.
Una mañana de domingo,
mientras sueños buscaba
regresó sin ti la carroza de mis penas.
Desde entonces todos los domingos son tristes.
Las lágrimas son mi única bebida,
la pena es mi pan.
Triste domingo.

Último domingo, ven amada mía,
habrá catafalco, ataúd, velo mortuorio y un cura,
también te esperan flores, flores y ataúd.
Mi último camino es bajo un árbol florido.
Mis ojos estarán abiertos para verte una última vez.
No tengas miedo de mis ojos, que muerto también te bendigo.
Último domingo.

Cuentan que en su vejez, solo, sin dinero y amigos, Rezső Seress se pasaba horas y horas escuchando las diferentes versiones de Domingo triste. Hasta que un día, un 11 de enero de 1968, decidió suicidarse saltando desde su balcón.

Make a Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

17 comentarios to ““Szomorú vasárnap” (“Domingo triste”): historia de una canción.”

RSS Feed for Mundo Abierto Comments RSS Feed

Uy! Que suerte tengo de no estar deprimida porque con esta canción si en serio en una de esas si me daba por seguir los pasos de los que me precedieron al escucharla. Esta genial tu traducción Domi, saludos.

Muy bueno, Domingo, pero no te nos entristezcas tú!

Claro que no, Témoris! Es muy difícil que un caribeño esté triste o deprimido. A propósito de ésto, es lo que le dije a las profesoras de mi hijo mayor, Toni (20), cuando en un momento de su adolescencia le entró con no querer estudiar (ahora tampoco lo hace). Ellas me invitaron para tratar el asunto y entre otras cosas me dijeron que a lo mejor él estaba depresivo, a lo que le contesté que un dominicano no se deprime y él se siente dominicano también (tanto como húngaro).

Respecto a las consecuencias de la canción (los suicidios) creo que hay que enfocarlos en el ambiente histórico en que se vivía entonces: la gran depresión de 1929-1933, el ascenso de Hitler al poder en 1933, etc. Europa era un hervidero de crisis resultado de la I Guerra Mundial, que la arrastraría a una crisis mayor como fue la II Guerra Mundial.

Gracias Teresita por el comentario.

Un abrazo desde Pécs, Hungría, donde ya (por fin) llegó la primavera.

Domingo.hu

¡Cuidadín Domingo! en estos tiempos de crisis con masivas pérdidas de empleo y empobrecimiento generalizado, esta canción puede volver a causar estragos. Podría comprender que vuelvan a prohibirla.

Menos mal que llegó la primavera y que tu paisano Juan Luis Guerra nos sigue regalando canciones alegres. Saludos desde Madrid.

Jolín, Javier! Qué rápido y bien captaste mi comentario sobre la canción y su trasfondo histórico! Cuando escribí haciendo referencia a ello intenté no hacer alusión alguna a la actual crisis. No sea que luego la gente empiece a escuchar la canción y…

Tengo que confesar que en el post omití intencionalmente la información de que el índice de personas depresivas en Hungría es alto. También que Hungría encabezaba durante un tiempo las estadísticas de suicidio. Existe una gran cantidad de cantantes o artistas húngaros que se han suicidado. No sé por qué. Hungría es un país bellísimo, con un buen nivel de vida, con una excelente gastronomía, una cultura envidiable y un largo etcétera (y unas mujeres bellísimas, pregúntenle
a Salvador Frausto).

Como bien escribes, Javier, escuchar a Juan Luis Guerra eleva el espíritu. Un saludo, igualmente.

Domingo.hu

Uy! pues viéndolo así en el marco del momento histórico comprendo perfecto que se deprimieran a tal grado y que hasta se suicidaran. No soy dominicana pero trataré de seguir el ejemplo y para decir “no” a la depresión.

Hey Toni, que bueno que escribas sobre temas como este! Y la verdad, lo haces bien.. :)

Es una hermosa canción……….la verdad esta es una de las pocas que me conmueven, no dejo de escucharla……!!!

Llevo un par de días escuchando la versión de Rezso y vaya que sí transmite la depresión. ¡Con la pura voz! Nisiquiera sé bien qué diga la letra, pero con el trasfondo, la interpretación y la constante escucha, sí me pongo triste.
Buscaré la película española.
En su tiempo debió ser realmente fatal… tanto Europa como Usono (USA) estaban en una crisis terrible.

Las letras de la versión original de Rezső dicen:

“Un domingo triste te espero amada mía
con cien flores blancas
con una oración.
Una mañana de domingo,
mientras sueños buscaba
regresó sin ti la carroza de mis penas.
Desde entonces todos los domingos son tristes.
Las lágrimas son mi única bebida,
la pena es mi pan.
Triste domingo.

Último domingo, ven amada mía,
habrá catafalco, ataúd, velo mortuorio y un cura,
también te esperan flores, flores y ataúd.
Mi último camino es bajo un árbol florido.
Mis ojos estarán abiertos para verte una última vez.
No tengas miedo de mis ojos, que muerto también te bendigo.
Último domingo”

Alguien sabe donde puedo encontrar la letra originial completa de la cancion?

Kaoru, la letra original es en húngaro y aquí va:

Szomorú Vasárnap (ft. Rezso Seress)

Szomorú vasárnap száz fehér virággal
Vártalak kedvesem templomi imával
Álmokat kergető vasárnap délelőtt
Bánatom hintaja nélküled visszajött
Azóta szomorú mindig a vasárnap
Könny csak az italom kenyerem a bánat…

Szomorú vasárnap

Utolsó vasárnap kedvesem gyere el
Pap is lesz, koporsó, ravatal, gyászlepel
Akkor is virág vár, virág és – koporsó
Virágos fák alatt utam az utolsó
Nyitva lesz szemem hogy még egyszer lássalak
Ne félj a szememtől holtan is áldalak…

Utolsó vasárnap

Hola Domingo:
Tengo una página con letras de tango:
http://www.hermanotango.com.ar
pero tengo la letra de este tema, en su versión castellana porque la grabaron como “arreglo en vals”, dos grandes del tango: Mercedes Simone y Francisco Canaro cantando Roberto Maida. Buscando datos, llegué a esta página, muy completa en su información, pero lo que te solicito es si me podés escribir a mi correo, porque tengo otros datos y me gustaría mandarte los archivos adjuntos que no puedo por este medio.
hermanotango@hotmail.com
Muchas gracias.
Saludos tangueros desde Rosario.
Eduardo

Me quedé sin palabras… Qué pieza tan HER-MO-SA!!! Pero apoyo la moción de la mayoría, esta canción no es apta para personas que atraviesen un cuadro depresivo. Mi consejo para quienes la escuchen y estén deprimidos, pongan una canción alegre para cortar la melaza porque de verdad que la letra y la melodía son tristísimas y los puede afectar seriamente. Saludos desde Venezuela!!!

Me encanta esta cancion la vdd io no se si me suicidaria qn eia pero en vdd es una d mis favoritas i pzz investigare mas sobre esta leyenda famosa! :)

La letra origina, que se conoce poco, pues habla de calles por dónde corre la sangre,
es realmente apocalíptica.


Where's The Comment Form?

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: